1X10 Nightmares

 

Escrito por Joss Whedon

Adaptado por David Greenwalt

Dirigido por Bruce Seth Green

WB 12/05/1997


Unas extrañas pesadillas se apoderan de los miembros de la pandilla, pesadillas muy reales que los llevan a enfrentarse a sus miedos más terribles. Por primera vez en la serie asistiremos a lo que pasa en los corazones de Buffy, Giles, Xander, Cordelia y Willow, desde el miedo de la Cazadora a convertirse en vampiro a el mayor miedo de Giles: que su cazadora termine muerta.

Pero ¿qué las está causando? Al parecer en los sueños de un niño que, en coma, comunica de este modo su sufrimiento ante el maltrato de un entrenador de béisbol abusivo, alterando peligrosamente la realidad. Buffy deberá ayudar y salvar al niño dentro del mundo de los sueños del terrible monstruo que lo persigue (su entrenador) y conseguirá que el pequeño abra de nuevo los ojos al mundo real, terminado con las aterradoras pesadillas para todos.

El episodio es un tanto disperso por la variedad de sueños (o más bien pesadillas) que van viviendo los protagonistas, y quizás la resolución es muy predecible, el niño que despierta y enfrenta sus miedos, por cierto en paralelismo total con cómo Xander soluciona su pesadilla del payaso. Pero me gusta mucho, y entre todas las pesadillas que tienen los scoobies y demás personas que salen el el capítulo, me llama la atención lo comunes y sencillas que son las de Cordelia, Willow o Xander (miedo escénico, miedo a aparecer desnudo, a no saberse una canción, a estar fea y mal vestida delante de los demás...) frente a las de Giles y Buffy.
Puede que la primera de Giles, perderse entre sus propios libros y luego no ser capaz de leerlos sean muy clásicas también, pesadillas de pérdida de identidad y castración de facultades al fin y al cabo, pero la última, la pesadilla que enseguida reconoce como suya, que su cazadora muerta, es muy impresionante. Y sin duda recurrente en un vigilante, y lamenteablemente premonitoria.
Por parte de Buffy, en su vida "normal" tiene un miedo terrible a no ser querida por su padre, a que la desprecie y haber sido el motivo por el que él se va de casa (que tampoco es nada fuera de lo común) pero en su alma de Slayer lo que teme es a morir... y volver siendo vampiro.
Y teme al Maestro.

Porque el Maestro es lo mejor del episodio, sin duda ninguna. El y la relación que tiene con Buffy, aun sin haberse enfrentado cara a cara porque sigue atrapado en el subsuelo.
Tiene tres escenas, y las tres son magníficas. En la primera se acerca a Buffy en sueños, mediante una pesadilla tremendamente significativa, porque resume lo que veremos un par de episodios más adelante, al finalizar la temporada: no es un enfrentamiento cualquiera con un vampiro, el Maestro la seduce, la deja indefensa sólo con la mirada, con su poder. Ella, sin dejar de mirarlo, deja caer la estaca. El le muerde. Es una pesadilla de Buffy pero parece claro que de lo que se trata es de un sueño profético.
Es una escena en la que ninguno habla, pero merece la pena revisionarla. Especialmetne el lenguaje corporal del Master, ese momento en el que la sabe vencida, ya suya, dominándola con su altura, mirándola como con codicia... creo que es un gran momento entre ellos, muy similar al que veremos en Prophecy Girl.

Luego el Master tiene una escena con el niño Ungido hablando del miedo y es cuando habla de que teme la cruz, acercándose a una enorme de madera que hay en la sala. Y pone la mano en la cruz, y mientras humea dice que el miedo en realidad está en la mente. Como el dolor. (No sé si ya comenté esto en el post de detalles reincidentes, en un fic mío del Master sí porque usé la escena de inspiración para una con Spike.) Es una escena que me gusta mucho.

La tercera escena, también con Buffy, es ya claramente una pesadilla de ella metida en el poder de los sueños del niño Billy que está en coma. Es digna de ver de nuevo por varias cuestiones, yo le veo una siminitud a las primeras escenas que Buffy tiene con Spike. El la mira apreciativamente, apoyado con displicencia contra una tumba. Y le dice: "eres más guapa que la última". No sé si se refiere a la última cazadora que ha habido (es de suponer que muerta a los 15 años de Buffy, o sea hace muy poco) que de algún modo el Maestro ha visto, bien en sueños, bien de algún otro modo. O a lo mejor ella bajó a su guarida, no lo sé.
También puede referirse a la última Cazadora con la que él se enfrentó, perfectamente. Sea como sea, lo dice en el mismo todo de presunción y seducción a la vez que Spike suelta lo de "el sábado te mato".
Aparte de su humor negro (¡Nada de muertos! Es más divertido enterrar a la gente viva) creo que es una escena de seducción total y absoluta. Y aunque en la pesadilla de Buffy ella cae a la tumba y él la entierra y no se ve más... luego Buffy aparece convertida en vampiro. Con lo que podemos pensar que eso es lo que teme, que la convierta el Master precisamente.